A tenor de las últimas noticias y respondiendo a la gran demanda de respuestas veraces por nuestros pacientes sobre si deben vacunarse o no ante el sarampión, hemos considerado importante realizar este post así que si este tema te preocupa, quédate con nosotros durante las siguientes líneas, ¡empezamos!.

 El considerable aumento de casos de sarampión en algunos países de Europa ha sido  el desencadenante de la reciente voz de alarma en los medios de comunicación, siendo motivo de preocupación en nuestros pacientes y en la población en general. Desde nuestro post te informamos de que en España no se ha detectado un aumento relevante de casos de sarampión en la temporada epidemiológica en curso, por lo que no hay ninguna justificación local para la alarma o el cambio en las recomendaciones actuales; aún así vamos a dejar claro quién debe vacunarse y quien no.

En las actuales recomendaciones sobre la vacunación del adulto del Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social (MSC) recogidas en el documento “Calendario de vacunación a lo largo de la vida” de 2019, se recomienda la vacunación con dos dosis de vacuna triple vírica (sarampión, rubeóla y parotiditis) con un intervalo entre dosis de al menos 4 semanas, a las personas nacidas en España a partir de 1970 y sin historia de vacunación con dicha vacuna. Aprovechamos para animarte a que acudas a tu médico y aclare tu situación si desconoces estar o no vacunad@ y tu fecha de nacimiento coincide con este periodo; sin embargo en las personas nacidas antes de 1970 se asume que han padecido el sarampión.

sarampion

 Finalmente os recordamos la indudable importancia de las vacunas, el nivel de protección que ejercen en nuestro organismo y por qué no debemos dejar este tema de lado.

 Esperamos con este post haber resuelto vuestras dudas insistiendo en que actualmente no hay ningún cambio epidemiológico local respecto al sarampión que justifique cambios en las recomendaciones con la vacunación con triple vírica.

No olvides: “prevenir para vivir y curar para mejorar porque la salud es nuestro tesoro, ¿no crees?”.